Mal de Alzheimer. Preguntas y respuestas.

Mal de Alzheimer. Preguntas y respuestas.

¿Qué es el mal o enfermedad de Alzheimer?



   El mal de Alzheimer, la enfermedad de Alzheimer o simplemente alzhéimer son las tres formas en que se denomina esta enfermedad que causa la degeneración progresiva del cerebro.

   Las células específicas del cerebro, llamadas neuronas, se comunican unas con otras transmitiendo la información necesaria que nos permite movernos, reaccionar ante una situación determinada, recordar donde dejamos las cosas, cómo escribir, conducir, mantener una conversación, elaborar una receta de cocina o resolver un problema de cálculo por ejemplo. En la enfermedad de Alzheimer, debido a una serie de lesiones, la conexión entre las neuronas se ve interrumpida lo que provoca que la información no se transmita, provocando las alteraciones cognitivas, funcionales y conductuales características de este tipo de demencia.

   Las lesiones características de esta enfermedad son las placas amiloides y los ovillos neurofibrilares. Las primeras son unas estructuras formadas por la acumulación de una proteína llamada amiloide y rodeada de prolongaciones nerviosas anómalas. Los ovillos neurofibrilares son filamentos nerviosos en forma de maraña u ovillo en el interior de las neurona; además la corteza cerebral, principal origen de las funciones intelectuales, pierde superficie encogiéndose paulatinamente y dejando espacios vacíos entre sus pliegues. Todo este proceso es lo que finalmente provoca la atrofia y el deterioro cognitivo y funcional.




¿Cuándo sospechar que una persona padece alzhéimer?



   Todas las personas podemos tener fallos de memoria e incluso alteraciones producidas por distintas causas como por ejemplo estrés o depresión o simplemente por falta de atención. También podemos desorientarnos con respecto a la fecha (suele ocurrir con mayor probabilidad en periodos vacionales) o incluso en un espacio determinado (buscando una calle o dentro de un parking etc.) y esto en sí mismo no es suficiente para sospechar que se padece la enfermedad de Alzheimer. Sin embargo, lo que hace que los fallos de memoria, desorientación temporal y espacial sí que sean signos alarmantes es el hecho de que se olviden cosas muy importantes y familiares para la persona como por ejemplo los nombres de aquellas personas con las que estamos en contacto diariamente o que la desorientación con respecto a la fecha sea constante, esto unido a otros cambios que se presentan de forma reiterada.



   Los signos y síntomas más frecuentes y que deben alertarnos son:


  • Pérdida de memoria de sucesos recientes. Nombres propios, números de teléfono

  • Repetir las mismas cosas una y otra vez. Hacer la misma pregunta bastantes veces

  • Dificultad en la realización de tareas de la vida diaria: Conducir, cocinar, afeitarse, manejo del dinero

  • Pérdida de confianza: Esconder cosas, acusaciones sin sentido

  • Cambios inexplicables de humor, irritabilidad, estado de ánimo depresivo y/o ansioso

  • Dificultades para encontrar la palabra adecuada

  • Desorientación en el ámbito doméstico y facilidad para perderse en lugares conocidos

  • Tendencia a evitar reuniones sociales

  • Dificultad en la abstracción

  • Desorientación en el tiempo

  • Dificultad para seguir instrucciones sencillas




¿Es lo mismo demencia que alzhéimer?



   No, no son lo mismo, la demencia es un conjunto de signos y síntomas que ponen de manifiesto el deterioro de las capacidades mentales y la alteración de la conducta de tal forma que afecta al desarrollo normal de la vida del individuo. Es un término general que no hace referencia a ninguna enfermedad concreta.

   Existen muchas causas y enfermedades que pueden provocar demencia. Por ejemplo, una disminución importante de vitamina B12 podría ser una causa, la ingesta de alcohol de forma continuada también, la depresión, accidentes cerebrovasculares etc. Algunas de estas demencias pueden ser curadas interviniendo sobre la causa, desgraciadamente no son la mayoría, pero también pueden tratarse para mejorar los síntomas. En el caso del alzhéimer, nos referimos a una enfermedad concreta, la enfermedad o mal de Alzheimer, que provoca al igual que otras enfermedades demencia. Por eso para ser concretos, cuando nos referimos a ella debemos decir demencia tipo alzhéimer. En la actualidad, es la causa más frecuente de demencia, seguida por la demencia vascular y la demencia mixta que es en la que se presentan ambas conjuntamente.




Recuerda su infancia y no recuerda el día de ayer. ¿Es normal?



   Esto es un hecho bien conocido de quienes están familiarizados con esta enfermedad. En las primeras fases, la persona es capaz de recordar el pasado remoto o algo que aprendió en su infancia y al mismo tiempo se muestra incapaz de recordar sucesos recientes. Esto sucede porque las lesiones empiezan a aparecer en una zona del cerebro (el hipocampo) que es dónde se consolidan los recuerdos. Es decir, cuando en nuestro cerebro entra una información nueva tiene dos caminos, ser recordada u olvidada y esto depende principalmente de que esa información sea “elaborada” en el hipocampo suficientemente.

   Cuando este proceso es deficitario, no se produce esa consolidación del recuerdo para que el mismo pase a lo que llamamos “almacén” de memoria a largo plazo. La persona simplemente no retiene esa información y por eso no la recordará en el futuro. Todas las personas recibimos información nueva todos los días y evidentemente no toda la consolidamos, solo retenemos aquellas cosas que nos interesan o que son significativas para nosotros. En el caso de un cerebro afectado por la enfermedad de Alzheimer, éste proceso no se lleva a cabo independientemente de si la información es significativa o importante.

   Conforme la enfermedad va evolucionando las lesiones cerebrales se van extendiendo a otras partes del cerebro y a la corteza y las distintas memorias a largo plazo se irán perdiendo también.




¿A qué edad aparece?



   La mayoría de pacientes que sufren esta enfermedad son mayores de 65 años, en ellos la evolución es larga y comienza de forma insidiosa. En le caso de personas más jóvenes (40/45 años) suele tener un componente genético y su evolución es más rápida.




¿Es más frecuente en mujeres?



   Hay estudios que hablan de la existencia de más mujeres que hombres con esta enfermedad, sin embargo no hay que perder de vista que la enfermedad de Alzheimer es una enfermedad en la que la edad aumenta la probabilidad de padecerla y en el caso de las mujeres, éstas tienen una mayor esperanza de vida por lo tanto es lógico encontrar más mujeres con el mal o la enfermedad de Alzheimer.







Mª José Aguilera Muro.
Psicóloga, especializada en adultos mayores.

Fundadora de nosoloarrugas

Hacer un comentario

* Nombre:
* E-mail: (No se mostrará)
   Sitio web: (Url del sitio con http://)
* Comentario:
Escriba el código: